Zukotips

Tips para mejorar la concentración de los niños

Tips para mejorar la concentración de los niños

La concentración es la capacidad de mantener la atención en algo particular, ya sea un objeto o actividad, bloqueando las distracciones que puedan interferir en la atención. Lo cual es algo vital para la escuela, trabajo o actividades diarias. Si tu hijo se distrae con facilidad te recomendamos que pongas a prueba nuestras siguientes recomendaciones.

Ambiente de estudio: uno de los aspectos más importantes para fomentar la concentración es el espacio de trabajo de tus hijos, procura que sea un lugar silencioso, bien iluminado y con ventilación.

Evitar distracciones: aísla cualquier objeto que pueda distraer a tu hijo: juguetes, televisión, celular, tableta o computadora; incluso la música puede ser un factor distractivo, pero puedes reproducir obras de Mozart, Bach, Vivaldi o Haydn, que pueden estimular su concentración.

Preparación: antes de que tu hijo inicie sus actividades escolares procura que ya haya comido y está bien hidratado. Después, preparen los útiles, libros y materiales necesarios para su tarea. Por último definan los objetivos que debe cumplir: realizar tantos ejercicios, leer tales páginas, etc.

Motivación: es muy importante que tu hijo se sienta motivado al hacer su tarea, puedes premiarlo con horas de juegos, paseos o televisión después de haber terminado sus deberes, además puedes ayudarlo diciéndole ¡Tú puedes hacerlo! ¡Confío en que puedes! o ¡Lo vas a lograr!.

Descansos: es muy difícil mantener la concentración por tiempos prolongados, sobretodo en los niños pequeños. Después de que haya completado alguna tarea o actividad es importante que tome un breve descanso de 5 o 10 minutos para que retome la siguiente tarea más fresco.

Juegos y ejercicios: hay varios juegos que estimulan la atención prolongada de los niños, como los rompecabezas, sopas de letras, memoramas, imágenes para encontrar las diferencias, pintar o aprenderse canciones. Pueden realizar estos juegos en sus momentos libres.

Dieta balanceada: por último y más importante es que el niño tenga una dieta balanceada y rica en nutrientes, esto le dará la energía necesaria y potencializa su concentración.